PresentaciónTurísmoBlogshoybolivia | FacebookJuegosRSSYoutubeTwitterMóvil
Lunes 22 de septiembre 2014 Contacto
InicioDestacadasEspecialesEconomíaExpocruz 2014PolíticaLa PazSanta CruzCochabambaPaísMunicipalesMundoVideos especialesDeportesTecnología
EspectáculosCuriosidadesArte y CulturaHoy EventosMujer
           
Esteban Farfán Romero

La Mafia Política de Yacuiba


2012-12-14 - 00:13:17

En días pasados estuve reunido con altas autoridades políticas de Salta y con periodistas que hacen análisis y opinión sobre temas políticos hablando sobre el caso Fernando Vidal. Cuando les expliqué el esquema de administración pública en Bolivia, especialmente en el Chaco, se sorprendieron cuán avanzados estamos en materia de descentralización/desconcentración administrativa.

La Argentina es un país federal, pero muy centralizado. Las gobernaciones e intendencias tienen un alto nivel de dependencia de Buenos Aires y hay mucho poder convenenciero político de por medio.

Cuando les dije que el Gran Chaco desde el 2003 recibe en pari passu el 45% de las regalías en cada municipio (15% cada uno) del 11% de las regalías departamentales, uno de ellos, en términos futbolísticos me dijo que las autoridades tenían la pelota acomodada dentro del área y lo único que tenía que hacer es darle la patada para meter el gol. Todo servido.

De forma comparativa, es cierto que hemos avanzado en materia de descentralización, pero también es cierto que la autonomía/descentralización no ha beneficiado al pueblo como se repetía retóricamente hasta el cansancio en el discurso. Se esperaba que la autonomía beneficiara a la gente resolviendo los problemas más urgentes y grandes.

Todos soñamos con la autonomía, como el camino rápido y eficaz para solucionar los grandes problemas de salud, educación, empleo, seguridad ciudadana, desarrollo productivo, etc.

Sin embargo, esta desconcentración de los excedentes de los recursos naturales, ha servido para que una voraz e insaciable pequeña élite engorde desmedidamente con los recursos de las regalías. Únicamente un grupo inescrupuloso, egoísta y ambicioso muy reducido de políticos reciclados, se han beneficiado a manos llenas de las regalías del 45%, enriqueciéndose a través de las coimas y los contratos vinculados.

Se ha calculado que desde el 2003, el Chaco ha recibido en las cuentas más de 7.500 millones de Bolivianos para el desarrollo, pero ese dinero se ha esfumado misteriosamente, pues no hay resultados/evidencias de su inversión. ¿Inversión? Esa palabra es muy grande. Hubo sólo gastos. Gastos insulsos y pueriles miles de proyectos que solo justificaron el saqueo. Los municipios reciben 1.500% más dinero que antes.

De manera muy hábil/mañosa, la élite política mafiosa y corrupta ha usado una parte muy pequeña del dinero de las regalías en algunas obras de golpe visual como las placitas para adormecer la conciencia crítica y reivindicativa del pueblo. Así de esa manera ya no exige desarrollo y progreso y se conforma con el maquillaje. Hacen ferias-festivales barriobajeras de todo tipo de productos todos los fines de semanas, organizan conciertos gratuitos con artistas de moda y caros. ¿Pan y circo? No, solo circo, porque la gente se muere de hambre.

Los niños comen menudencias de pollo y para variar al otro día comen patas de pollos, mientras el alcalde corre en un auto que cuesta 130.000 dólares cortejados por dos tráiler de repuestos y una docena de técnicos. Una grotesca y ofensiva ostentación de la sobreabundancia y el despilfarro.

Han aparecido un grupo de notables y experimentados políticos de rancios partidos tradicionales que fueron sepultados por el actual régimen, pero que individualmente tuvieron la sagacidad para reciclarse y mantenerse en el poder usando la demagogia.
Residuos de estos partidos políticos que montados en un discurso mentiroso y falso, como de la autonomía regional, logran hacerse del poder, con el único fin de echar mano de los recursos de las regalías para beneficio propio.

Antes estaban fundidos/quebrados en sus partidos de origen (de derecha) y cuando el péndulo político cambia, no tienen ningún problema de pasarse a la vereda de enfrente donde caliente mejor el sol, si ese acto les garantiza poder e impunidad para saquear los recursos del pueblo.
Una muestra de la corrupción campante en el Chaco, es que a pesar de la cantidad de recursos económicos que llegan al Chaco, no hay obras de impactos y menos sostenibles. Solo maquillaje y mucho circo.

Y la otra muestra de la corrupción es el enriquecimiento acelerado de casi todos los políticos en funciones públicas. Cómo es posible que un alcalde, concejal, asambleísta, diputado, senador que gana menos de Bs. 15.000 mensualmente, en poco tiempo se convierta en millonario.

Hay casos de políticos que toda su vida estuvo quebrados, pero a los pocos meses de funciones públicas no solo pagaron las millonarias deudas al Banco impagas, sino que recompraron sus bienes vendidos y sin ninguna actividad comercial/empresarial, milagrosamente se convierten en millonarios. Hay el caso de un político corrupto que tuvo que pasar una noche en el interior del Concejo Municipal porque en la puerta le esperaba el Banco con la policía para apresarlo, pero sorpresivamente después de tres meses como ejecutivo de una institución pública, paga al contado una deuda de 300.000 dólares, y recupera el 50% del bien vendido por deuda.

Muchos políticos se han enriquecido con la plata del pueblo, favorecidos por el poder que les dio el pueblo, creyendo éstos, en un discurso mentiroso y demagogo, como la autonomía regional. Se ha demostrado sobradamente que la autonomía regional es un fiasco, una estafa, una entelequia creada solo para robar a manos llenas la plata del 45%

Ningún político resiste una somera y simple investigación de fortunas. Es decir, ningún político puede demostrar mínimamente que los bienes que posee son bien habidos o lícitamente. Ninguno ha mantenido la misma proporción de bienes que tuvo, cuando asumieron las funciones públicas. ¿Y la Suxo? Anda tapando las travesuras de su hija en Alemania.

Todos sabemos que un sueldo mensual de 13.000 Bolivianos no da para amasar jugosas fortunas como los que poseen los políticos de Yacuiba. Pero milagrosamente es lo que ha pasado en Yacuiba. Son tan egoístas que se resisten a revelar el secreto. Existen muchos que hemos trabajado arduamente toda nuestra vida, incluyendo a nuestros padres, y no llegamos al 1% de lo que nuestros políticos acumularon en tan poco tiempo como funcionarios públicos.

El servicio público (supuestamente) es una vocación, pero se ha convertido en una muy buena ocasión para hacer fortunas malhabidas a través de las coimas, tráfico de influencias, contratos vinculados, etc.

El Gobierno Nacional hizo aprobar la Ley Marcelo Quiroga Santa Cruz, pero la misma solo sirve para algunos opositores. A los masistas y aliados, y a algunos “opositores” no les llegan los brazos de la ley. Suxo se hace de la vista gorda. Ella es la última en enterarse de la corrupción en el régimen. Por donde se toque, sale pus en el Gobierno. Da la impresión que hay licencia para robar hasta con los dedos de los pies.

En Yacuiba, hace dos meses un concejal opositor ha denunciado el robo de maquinarias y otros en el Gobierno Municipal, por abrir el pico, casi le quitan el curul y lo mandan a la cárcel. Fernando Vidal ha denunciado muchas veces corrupción, y lo quemaron con gasolina. Una denuncia ha destapado el robo mayor de maquinarias agrícolas, camiones cisternas y otras cosas más sin que nadie se haya dado cuenta. La Policía y la Fiscalía actuó, pero el Gobierno Municipal después de dos semanas no ha presentado la querella como corresponde.

Son tan desleales los corruptos de Yacuiba, que muchos de ellos tienen jugosas inversiones en otros Departamentos y países, y no en su tierra. Hasta en eso tenemos mala suerte. Muchos no tienen arraigo en el Chaco, lo que significa que en cualquier momento desaparecerán para disfrutar de los recursos acumulados de forma legítima, lejos de escrutinio del pueblo.

Yacuiba tiene la desgracia de haber cobijado una cleptocracia (dominio de los ladrones) política profesional. Un grupo de políticos con una rapacidad intrínseca evidente, que no tiene modales ha hecho la toma de varias instituciones públicas de Yacuiba.

Hay una mafia muy bien organizada, que poco a poco se ha empoderado y actualmente tiene una red de influencia muy poderosa ligada a instancias departamentales y nacionales. Es muy difícil enfrentarse a ella porque goza de un pacto de impunidad, sin embargo considero que ha llegado el tiempo de limpiar la casa de la basura política que existe.

Fernando Vidal se ha enfrentado abiertamente contra esta logia mafiosa y maligna de Yacuiba y las consecuencias fueron terribles. Casi le cuesta la vida. Lo que pasa es que Vidal estaba afectando directamente los intereses de la mafia, con las denuncias de corrupción que hacía diariamente. Muchas de ellas fueron publicadas por diarios nacionales. No había otra forma de detener el trabajo de Vidal, que matando a Vidal y quemando sus equipos de Radio. Querían dejar un mensaje claro, como en la mafia siciliana o rusa.

En Yacuiba se ha organizado una poderosa mafia muy bien constituida con mucho poder, y ramificaciones. Es una organización transversal donde se encuentran no solo políticos, sino empresario (o seudo empresarios), dirigentes de organizaciones sociales, autoridades del poder judicial que blanquean los delitos y hechos de corrupción.

Hay antecedentes funestos de impunidad. Casos como el de Transredes ha quedado en la oscura impunidad. Los responsables intelectuales están sueltos y sin ningún cargo. Hay políticos que tienen más de 20 acusaciones de corrupción pública en el Ministerio Público, pero que todo está congelado porque son masistas o aliados del Gobierno.

En Yacuiba y en el Chaco, y en Tarija hay mucho dinero por las regalías, pero no hay ideas, no hay capacidad, no hay compromiso. Lo que si hubo es habilidad para saquear los recursos. Han aparecido como hongos personas de toda la fauna política cremada. Residuos de partidos políticos desparecidos como el MNR, MIR, ADN, NFR, UCS, etc. se han convertido en fervientes masistas. Levantan el puño, se ponen el poncho rojo. Han perdido el sentido del ridículo, por la plata fácil.

Con los partidos anteriores, se decía en la calle, “roba, pero se hace”, pero ahora roban, pero no hacen nada, solo roban.
Pero los nuevos millonarios son tan pobres que lo único que tiene es dinero. (Yacuiba 10/12/12).

Más publicaciones de Esteban Farfán Romero
DATOS

¿El MAS ganará las elecciones nacionales?
SI
NO
Ver Resultados

Copyright © Hoybolivia.com Reservados. 2000- 2014
Optimizado para Resolución 1024 X 768 Internet Explorer 4.0, Netscape 4.0, Mozilla Firefox 2.0