Lunes 10 de diciembre 2018 Contacto

Periodistas independientes bajo violentos ataques del orteguismo




05/12/2018 - 08:57:57
La Prensa.com.ni.- Ante la escalada de violencia contra la prensa independiente, la Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (Oacnudh) urgió este martes al régimen de Daniel Ortega cesar las persecuciones y respetar la libertad de expresión.

La Fundación Violeta Barrios de Chamorro alerta que desde que estalló la crisis casi quinientas agresiones han ocurrido contra la prensa nacional y periodistas, de las cuales al menos 77 han sido ejecutadas en las últimas semanas.

Winston Potosme

El periodista Winston Potosme denunció ante el abogado del Cenidh, Gonzalo Carrión, que fueron paramilitares quienes lo hirieron mientras cubría marcha de autoconvocados. LA PRENSA/E. ROMERO

La escalada de agresiones contra periodistas y medios de comunicación ha pasado por casos de judicialización, cierre de radios, detenciones ilegales, exilios obligados y campañas de difamación. Esta violencia gubernamental cobró inclusive la vida del periodista Ángel Gahona, uno de los ataques más crueles contra el gremio desde el estallido de la crisis y cuya falta de justicia es aún más alarmante.

Un análisis de la Fundación Violeta Barrios de Chamorro señala que todas estas situaciones están creando en Nicaragua un país no seguro para ejercer el periodismo independiente, lo que atenta contra la libertad de prensa.

Al respecto, la Oficina del Alto Comisionado de Naciones para los Derechos Humanos (Oacnudh) urgió, por medio de su cuenta de Twitter, al Estado de Nicaragua “cesar estas persecuciones y respetar la libertad de expresión”.

Guillermo Medrano, coordinador de proyectos de periodismo y derechos humanos de la Fundación, expresó que es preocupante la situación del periodismo, ya que en el informe “Nicaragua: Seis meses de crisis socio-política; días grises para el periodismo independiente”, las agresiones contra la libertad de prensa estaban en primer lugar, pero ahora predominan las intimidaciones.

Han sido evidentes las persecuciones a periodistas desde sus casas de habitación, además del asedio contra Radio Darío, radio Mi Voz y radio Atenas; tres casos en un solo departamento, y por supuesto, contra canal 100% Noticias, explicó Medrano.

Casi 500 ataques contra la prensa independiente

En el informe que sistematizó las violaciones contra la libertad de prensa desde el 18 de abril, cuando iniciaron las protestas por la fallida reforma a la seguridad social, y en la que las turbas orteguistas arremetieron contra los manifestantes, incluyendo periodistas, hasta el 18 de octubre, se contabilizaron 420 violaciones.

Posterior a esa fecha, hasta el lunes 3 de diciembre, la Fundación ha contabilizado 77 nuevos casos; en los últimos días de octubre, que no incluía el informe, sucedieron 14 casos de violación a la libertad de prensa; en noviembre 46; y solo en los primeros tres días de diciembre, se han registrado 17 casos. En total, del 18 de abril hasta el 3 de diciembre, los periodistas han sufrido 497 violaciones a su ejercicio, según el recuento de la Fundación.

Otra de las formas de intimidación han sido las descalificaciones a los periodistas a través de redes sociales y, finalmente, la persecución en vehículos, lo cual “es muy preocupante”, señaló Medrano, por lo que aseguró que el periodismo en Nicaragua se va convirtiendo en una actividad de mayor riesgo.

Junto al llamado de Oacnudh, la Fundación también instó al Estado de Nicaragua a respetar lo que mandata la Constitución de la República de Nicaragua, sobre el derecho a la libertad de expresión y de prensa.

“En este próximo 10 de diciembre que se cumplen los setenta años de la proclamación de los derechos humanos, nosotros le instamos a que se cumpla el derecho de libertad de expresión y el ejercicio pleno de la libertad de prensa, que a como decía el héroe nacional Pedro Joaquín Chamorro (q.e.p.d.), “la libertad de prensa es la madre de todas las libertades”, recordó Medrano.

Periodistas no son opositores

Entre los agredidos está Aníbal Toruño, dueño de Radio Darío y que esta semana fue obligado a salir del aire. Este relató que la Policía Orteguista agredió verbalmente a sus trabajadores, y les decían que eran terroristas y golpistas, siguiendo la línea del régimen orteguista para tratar de deslegitimar la lucha cívica del pueblo autoconvocado.

No obstante, desde la llegada al poder de la pareja dictatorial, en 2007, el periodismo independiente empezó a ser cercado al limitar el ingreso a las instituciones públicas, no contestar las solicitudes de entrevistas con funcionarios del Estado, o bien, amonestar a los trabajadores del Gobierno que se atrevían a dar declaraciones a medios de comunicación, como el Diario LA PRENSA.

Los periodistas también han sufrido agresiones verbales por parte de diputados orteguistas que reaccionan molestos ante el cuestionamiento de reporteros sobre casos de corrupción o violación al Estado de Derecho, y a los cuales han señalado como medios de oposición.

Sin embargo, con el estallido de la crisis sociopolítica las agresiones contra periodistas independientes arreciaron, principalmente, por medio de agentes de la PO, quienes en múltiples ocasiones han limitado el ejercicio de la profesión al retener a equipos periodísticos, revisarles celulares y ser cómplices de la violencia ejercida por grupos de paramilitares, que han robado y asediado a reporteros nacionales e internacionales.

No a la autocensura

Medrano también explicó que debido a la falta de credibilidad que persiste por la situación actual del país —en especial de la PO—, sugieren a las organizaciones de periodistas y a los mismos reporteros que documenten los casos de agresiones y hagan las respectivas denuncias ante los organismos de derechos humanos.

No se debe caer en la autocensura y se debe exponer cualquier tipo de acoso o limitación para el ejercicio periodístico, indicó.

Por su parte, el periodista Sergio Marín Cornava participó en un plantón junto a otros colegas a las afueras de radio Corporación ayer martes, para solidarizarse con los abusos contra Radio Darío y radio Mi Voz en León, y a la vez, señalar el repudio contra la acción de criminalización del ejercicio de la profesión periodística por parte del régimen.

Patrón de judicialización

Después de conocer el caso del director del canal 100% Noticias, Miguel Mora, a quien fanáticos del orteguismo lo acusaron por supuestamente incitar al odio, para el periodista Sergio Marín Cornava, también miembro del comité ejecutivo de la organización Periodistas y Comunicadores Independientes de Nicaragua, la misma situación de Mora podría convertirse en un patrón contra el periodismo.

“Aquí estamos a expensas de la voluntad del régimen”, admitió.

El diputado sandinista Edwin Castro respecto al proceso contra el director del canal 100% Noticias dijo: “Aquí hay una acusación que hay que investigar, eso es real”.

En relación con los señalamientos de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) respecto a que existe una persecución peligrosa contra de los medios de comunicación independientes, ironizó diciendo que las opiniones de ese organismo no son importantes.

“La CIDH me tiene mucho sin cuidado. No los conozco, aquí tenemos leyes de la República”, expresó Castro.

La represión contra el periodismo independiente por parte de la dictadura Ortega-Murillo se ha agudizado, a tal punto, que han perseguido, robado, asediado y acusado judicialmente a periodistas que han denunciado la violación de los derechos humanos que sufre el pueblo nicaragüense. Al menos una decena de comunicadores y dueños de medios han sido perseguidos por el régimen.

Miguel Mora

Familiares de simpatizantes sandinistas denunciaron ante el Ministerio Público a Miguel Mora, director del Canal 100% Noticias, supuestamente, por “incitador al odio, a la violencia y a levantar tranques”. Antes, había recibido amenazas de muerte por parte de un oficial de la Policía Orteguista (PO), y también había sido vigilado por un dron que filmaba su propia vivienda. Además del constante asedio por parte de simpatizantes del Frente Sandinista contra las instalaciones del medio.

Miguel Mendoza

El cronista deportivo ha denunciado las violaciones por parte del régimen orteguista contra el pueblo nicaragüense. En agosto, Mendoza fue declarado como persona non grata en el Estadio Nacional Dennis Martínez y este martes, sufrió junto a su esposa, un asalto. Le robaron su camioneta Nissan Navara, documentos de identificación, tres celulares y su mochila con su computadora portátil.

Luis Sánchez

El editorialista del diario LA PRENSA, Luis Sánchez Sancho permaneció seis días detenido de forma ilegal en las celdas del Distrito III de Managua, esto después de un accidente de tránsito, donde el motociclista Otoniel Betancourt, resultó con lesiones leves. La Policía Orteguista no había permitido que Sánchez firmara la mediación a la que habían llegado con la familia de la víctima.

Héctor Rosales

En octubre fue robado y golpeado por cuatro sujetos, lo raro es que el blanco de los ataques se dirigían hacia su boca. El periodista dijo que no sabía si la agresión era delincuencia común o se relacionaba con su trabajo periodístico que desarrolla en el Canal 14.

Carlos Salinas

El asedio contra el editor del Semanario Confidencial, Carlos Salinas, por parte de seguidores del Frente Sandinista se ha incrementado; lo asediaron en las afueras de su casa y lo persiguieron mientras se dirigía a su trabajo. También ha enfrentado campañas de difamación en redes sociales.

Ángel Gahona

El periodista fue asesinado mientras daba cobertura a las protestas contra la fallida reforma a la seguridad social. La Policía Orteguista y el Poder Judicial acusaron, enjuiciaron y condenaron a dos jóvenes como responsables del asesinato, fallo que fue rechazado por la familia, que habían señalado a los efectivos.

Carlos Pastora

El gerente de canal 10 se exilió en Estado Unidos, después de pasar tres meses refugiado en la embajada de Honduras en Nicaragua, después que el régimen amenazara con adueñarse de la línea informativa de ese medio de comunicación.

Anibal Toruño

El director de radio Darío ha sufrido la quema de su medio de comunicación y el asedio constante contra su persona y los trabajadores por parte de la Policía Orteguista de León; la última amenaza fue este lunes, mediante un operativo en el que agredieron psicológicamente a los colaboradores y sacaron a la radio del aire por una horas.

Álvaro Montalván

El dueño de radio Mi Voz de León decidió suspender de forma temporal las operaciones de la emisora, debido a los constantes asedios contra el medio por parte de la Policía Orteguista (PO). Él mismo fue apresado por la PO, que lo mantuvo desnudo en la cárcel por más de 30 horas.

Winston Potosme

El periodista recibió un disparo en su brazo mientras cubría una protesta contra el régimen orteguista, que fue asediada por los efectivos de la PO y paramilitares. Potosme trabaja junto a Luis Galeano, presentador del programa Café con Voz, y quien también ha recibido amenazas por hacer su trabajo.

Noticias Recientes de Mundo

Debido a que nuestra sección comentarios es de libre expresión y sin restricciones y por las implicaciones que conlleva el artículo 16 de la Ley contra el racismo nos vemos obligados eliminar este canal de opinión de nuestros lectores

Artículo 16.(Medios masivos de comunicación)
El medio de comunicación que autorizare y publicare ideas racistas y discriminatorias será pasible de sanciones económicas y de suspensión de licencia de funcionamiento, sujeto a reglamentación".

Copyright © Hoybolivia.com Reservados. 2000- 2018
Optimizado para Resolución 1024 X 768 Internet Explorer 4.0, Netscape 4.0, Mozilla Firefox 2.0