www.hoybolivia.com/movil
Martes 28 de marzo 2017


Vecinos buscan documentos clave para continuar su vida


17/02/2017 - 06:26:38
PAGINA SIETE.- " Ya perdí mi casa, no quiero perder mi empleo, que es lo único que tengo ahora”, dijo Mirko Vera, mientras esperaba ayer sentado en una vereda cercana a su vivienda observando los restos de lo que fue su hogar. Hace tres días su vivienda era la primera que se erigía en la calle 3 E de Bajo Auquisamaña, lugar donde el deslizamiento la enterró junto a otras cuatro casas aledañas.

"Quiero recuperar mis libros, mis discos duros con información que están enterrados bajo los escombros”, comenta el también docente de la Universidad Católica. "Necesito recuperar los documentos”, afirmó mientras aguardaba que le den el visto bueno para recuperar esos documentos "valiosos” para su vida, porque de ellos dependía su continuidad laboral.

A unos pasos de él se paró una mujer que, al ver su casa desplomada, se tapó la boca y comenzó a llorar. En ese instante otras cinco mujeres la abrazaron, formaron un círculo, se tomaron de la mano y elevaron una oración. Luego respiró un poco y se alejó del lugar. "Mire cómo quedó mi casa”, dijo al ver su domicilio derrumbado.

La señora Bertha N. expresó su pena porque enfrenta una deuda de 80.000 dólares por el anticrético de la casa que habitaba y que fue aplastada, sin embargo, agradeció a Dios por estar viva.

Claudia Cadima, otra vecina afectada, también esperaba recuperar documentos personales para continuar con su vida.

Un sondeo realizado por este medio entre los vecinos permitió establecer el valor de las viviendas aplastadas entre 180.000 y 300.000 dólares.

"La Alcaldía es responsable de todo. Hace dos años le hemos pedido que intervenga al lugar, pero el Alcalde (Luis Revilla) nunca quiso reunirse con nosotros; siempre envió al subalcalde que decía que no había presupuesto y que esperemos y ahora sucede esto”, reprochó Cadima.

Afirmó que todos los vecinos determinaron iniciar un proceso judicial contra la Alcaldía. "Vamos a hacer todo lo posible legalmente, porque hay pruebas de nuestra insistencia”. Juan José Alfageda adelantó que los vecinos conformaron una comisión para demandar a la Alcaldía.

Al respecto, el subalcalde, Óscar Sogliano, evitó dar un comentario sobre la amenaza de juicio, ya que aseguró que aún se investiga qué causó el deslizamiento que provocó el desplome de cinco viviendas, otras cinco desalojadas, afectando a 11 familias y 47 personas.

Admitió que la subalcaldía sabía del reclamo, por lo que acudió al lugar la Secretaría de Riesgos. "No hemos encontrado nada en la base del talud”, precisó y dijo que el evento se produjo por causas naturales "el calor y la sequedad después de las lluvias”.

Un sistema de monitoreo alertó a los vecinos

El sistema de monitoreo que tienen los guardias de seguridad de la zona de Auquisamaña alertó del deslizamiento al personal que estaba de turno. Eso ayudó a que los vecinos salgan de sus viviendas.

"Nosotros tenemos un sistema de monitoreo de todas las calles de la zona. Las cámaras que están instaladas en el barrios nos muestran lo que sucede en el sector. Cualquier incidente nosotros debemos informar a los vecinos”, remarcó uno de los guardias de turno.

Pero fue Iván Ocampo quien el pasado miércoles estaba de turno y alertó a los vecinos tras observar el inicio del deslizamiento a través del sistema de pantallas de monitoreo.

"Lo primero que hice fue sacar a los niños de una de las viviendas”, aseguró Ocampo tras recordar lo sucedido y contar también que recuperó a las mascotas de una familia damnificada.

Por eso él ahora es considerado como el "héroe” de la zona. Doña Martha afirmó que esa muestra de solidaridad hizo que ahora sienta más cariño por el joven.

Ayer, los vecinos de la zona querían prestar ayuda a los afectados. "En el grupo de Whatsapp dijeron que necesitaban periódicos para embalar, quiero dar los míos”, dijo una vecina.

En tanto, otros ofrecen sus casas, alimentos y agua para auxiliar a los afectados.

Las casas no tienen franjas de seguridad, dice la Alcaldía



Las viviendas que fueron construidas en las faldas del farallón, lugar donde hubo un derrumbe en Bajo Auquisamaña, tienen planos de construcción aprobados con una normativa de la década de los años 90, la cual no especificaba restricciones de seguridad entre el cerro y las casas. La planimetría de la urbanización se encuentra en la misma situación.

"En ese tiempo la aprobación de estas planimetrías no establecía estas restricciones como las que hoy tenemos como una franja de seguridad cerca a farallones o cerca de cerros”, dijo Revilla.

La autoridad edil aclaró que las normativas municipales actuales establecen que no se puede aprobar urbanizaciones que estén contiguas a los farallones a fin de evitar hechos como el ocurrido el miércoles en la tarde, cuando el derrumbe de una zona del farallón y de un talud aplastó a cinco viviendas aunque no causó daños personales.

"En ese tiempo (los 90) al parecer no había la normativa que establezca este tipo de restricciones de franjas de seguridad, es una urbanización con construcciones aprobadas”, sustentó.

Por su parte, el jefe de Fiscalización de la Subalcaldía Sur, Álex Bolívar, manifestó que los constructores que edificaron las viviendas no tomaron las previsiones para dejar una línea de seguridad entre el cerro y las casas. "Hablando técnicamente de la responsabilidad de cada constructor, cada propietario debe tomar en cuenta los métodos constructivos, a partir de variables, condicionantes y determinantes que tiene un terreno que está muy apegado a conformaciones (rocosas) como estos farallones (de la zona) que son casi cortes verticales”, indicó.







0
1
Compartir
Twittear
Últimas noticias
Ver más +

NACIONAL
La COB se desmarca y no participará en actos del 21F
SOCIEDAD
La CNS tiene nuevo gerente y el paro se suspende
NACIONAL
Los cocaleros de los Yungas anuncian cerco a la Asamblea
SOCIEDAD
Madre de una víctima: “Más que mi hija, era mi amiga”
SOCIEDAD
Seis calles llevarán los nombres de los que cayeron

RANKING DE NOTICIAS

Top 5 del día
Top 5 del mes

“Nos tiraron monedas y barbaridades racistas”

Trump: “Heredé un desastre, en casa y en el exterior”

La CNS tiene nuevo gerente y el paro se suspende

Chuma, la figura del Tigre, es duda para el lance de vuelta

El Tigre ruge en Chile