Martes 16 de julio 2024

La superficie de agua de Brasil por debajo de la media histórica



540 vistas

Agencia Brasil.- La superficie hídrica brasileña estuvo por debajo de la media histórica en 2023, según un estudio de MapBiomas Água divulgado esta semana. El año pasado, el agua cubría 18,3 millones de hectáreas, es decir, el 2% del territorio nacional. La cifra representa un descenso del 1,5% respecto a la media histórica, calculada por primera vez en 1985.

Hubo una pérdida de agua en todos los meses de 2023 en comparación con el año anterior, incluyendo los meses de la temporada de lluvias. En 2022, la superficie de agua ascendía a 18,8 millones de hectáreas. Las cifras figuran en una nueva recopilación de datos de MapBiomas, que abarca el periodo hasta 2023. Según la organización, los biomas llevan sufriendo la pérdida de agua superficial desde el año 2000, y la década de 2010 fue la más crítica.

En 2023, las masas de agua naturales representaban el 77% de la superficie acuática del país, en la que se ha producido un descenso del 30,8% o 6,3 millones de hectáreas respecto a 1985. El 23% restante es agua antropogénica, es decir, agua almacenada en embalses, presas hidroeléctricas, acuicultura y minería, con un total de 4,1 millones de hectáreas. De este total, los grandes embalses, que son monitoreados por la Agencia Nacional de Aguas (ANA), representan 3,3 millones de hectáreas, que crecieron un 26% en 2023 en comparación con 1985.

"Mientras que el Cerrado y la Caatinga están experimentando un aumento de la superficie de agua debido a la creación de presas hidroeléctricas y embalses, otros, como la Amazonía y el Pantanal, se enfrentan a una severa reducción de agua, lo que lleva a importantes impactos ecológicos, sociales y económicos. Estas tendencias, agravadas por el cambio climático, enfatizan la urgente necesidad de estrategias de adaptación y gestión del agua", dijo Juliano Schirmbeck, coordinador técnico de MapBiomas Água, en un comunicado.

Amazonía

Más de la mitad de la superficie acuática del país se encuentra en la Amazonía, el 62% del total nacional. En 2023, el bioma tenía una superficie de agua de casi 12 millones de hectáreas o el 2,8% de la superficie del bioma. Este total representa una reducción de 3,3 millones de hectáreas en comparación con 2022.

La organización señala que, en 2023, la Amazonía sufrió una grave sequía de julio a diciembre, por debajo de la media histórica de MapBiomas Água, con el período de octubre a diciembre registrando las superficies de agua más bajas de la serie. El episodio provocó el aislamiento de poblaciones y la muerte de peces, delfines y tucuxis, señala MapBiomas.

Pantanal

La superficie de agua en el Pantanal alcanzó las 382 mil hectáreas en 2023, un 61% por debajo de la media histórica. La organización señala que se ha producido una reducción de la superficie inundada y del tiempo de permanencia del agua. El año pasado, sólo el 2,6% del bioma estaba cubierto de agua. El Pantanal representa el 2% de la superficie acuática total del país.

El año 2023 fue un 50% más seco que 2018, cuando se produjo la última gran inundación en el bioma. Según MapBiomas, en 2018, el agua en el Pantanal ya estaba por debajo de la media de la serie histórica. La organización señala que en 2024 no hubo ningún pico de inundación y que el año ha registrado un pico de sequía, que se espera que dure hasta septiembre.

Cerrado

En 2023, el Cerrado tuvo su mayor superficie de agua desde 1985, alcanzando 1,6 millones de hectáreas o el 9% del total nacional. La cifra es un 11% superior a la media histórica del bioma. La organización explica que la subida se produjo en las áreas antropogénicas, que aumentaron en 363 mil hectáreas, una variación del 56,4%. Las masas de agua naturales, en cambio, perdieron 696 mil hectáreas, una caída del 53,4%.

El año pasado, las masas de agua naturales ocupaban 608 mil hectáreas del Cerrado, es decir, el 37,5% de la cobertura hídrica del bioma. El 62,5% restante se dividía principalmente entre presas hidroeléctricas (828 mil hectáreas; 51,1%) y embalses (181 mil hectáreas; 11,2%).

"Desde 2003, la superficie de agua utilizada para generar energía y abastecer a los centros urbanos ha superado la superficie de agua natural del Cerrado. Sin embargo, estos embalses se abastecen de masas de agua naturales que se han reducido en las últimas décadas", explica Joaquim Pereira, de MapBiomas, en un comunicado.

Caatinga y Pampa

Después de un largo período de sequía, que duró siete años y fue una de las mayores del Nordeste desde 2018, es posible observar una tendencia al alza en la superficie de agua en la Caatinga y la consolidación de un ciclo más húmedo en el bioma. El año pasado se registró una superficie de agua de casi 975 mil hectáreas, un 6% por encima de la media histórica y un 5% del total nacional.

El 10% de la superficie hídrica de Brasil en 2023 estaba en la Pampa: más de 1,7 millones de hectáreas o el 9,2% del territorio del bioma. La superficie hídrica del año pasado fue 1,3% inferior a la de 2022. Según MapBiomas, en 2023 la Pampa tuvo el primer cuatrimestre más seco de la serie histórica. Las inundaciones en Río Grande del Sur entre septiembre y noviembre recuperaron la superficie hídrica, pero aún así se mantuvo un 2% por debajo de la media histórica.

Mata Atlántica

La superficie de agua en la Mata Atlántica en 2023 se situó un 3% por encima de la media histórica, superando los 2,2 millones de hectáreas o el 12% y el segundo lugar en el total nacional, según datos del estudio. El agua representa el 2% de la superficie del bioma.

El año pasado, se registraron altos niveles de precipitaciones en algunos municipios, lo que provocó inundaciones en zonas agrícolas y deslizamientos de tierra. Se trata del bioma con mayor superficie de agua antropogénica, donde la superficie de agua en presas hidroeléctricas y embalses es mayor que la superficie de agua natural.


Más contenido de #Temas

Anuncio